20 de noviembre de 2018 Lc 19, 1-10. ¡Salvar, no juzgar!

Contra la lógica, incluso de filósofos como Aristóteles que decía Dios no necesita nada y no le perturba que los hombres vayan por caminos equivocados, el Evangelio nos revela que Dios es Padre que busca a los hijos que han perdido el camino. ¡Dios nos ofrece su gracia para cambiar a mejor! El Evangelio y la historia de la Iglesia están llenas de conversiones difíciles de explicar psicológicamente. Personas que se dejaron tocar por la gracia divina y alcanzaron la santidad.
Jesús vino al mundo para salvar a todas las personas, no a unos pocos. Jesús y su Iglesia ofrecen a todos la gracia del Cielo, el antídoto contra la muerte eterna que contagia el pecado mortal. ¡Acude a Jesús y a su Iglesia, sus brazos están abiertos!

Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

21 de Enero de 2018. Domingo. ¿Qué es lo que usted más valora?