Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2019

31 de octubre de 2019

Imagen
«Os aseguro que no me veréis  hasta que llegue el día en que digáis: Bendito el que viene en  nombre del Señor» (Lucas 13,31-35).

Jesús morirá por amor nuestro: «porque vine a servir y no a ser  servido. Yo soy amigo, y miembro y cabeza, y hermano y hermana y  madre: todo lo soy, y sólo quiero contigo intimidad. Yo, pobre por ti,  mendigo por ti, crucificado por ti, sepultado por ti; en el cielo, por ti ante  Dios Padre; y en la tierra soy legado suyo ante ti. Todo lo eres para Mí,  hermano y coheredero, amigo y miembro. ¿Qué más quieres?» (San Juan  Crisóstomo).

Las postales turísticas no representan bien lo que son las grandes ciudades. En ellas aparecen sus anchas avenidas, sus parques señoriales, sus nobles edificios, sus grandes arterias que se entrecruzan y luego se pierden por el enmarañado bosque de sus barrios periféricos... Pero las ciudades, sean grandes o pequeñas, se identifican sobre todo por sus gentes. Ellas son las que otorgan calidad humana al paisaje urbano. Gentes…

30 de octubre de 2019

Imagen
«Esforzaos para entrar por  la puerta angosta, porque muchos, os digo, intentarán entrar y  no podrán»  (Lucas 13,22-30).

” Ser activo. Esforzarse. Efectivamente, ser  cristiano, no supone reposo. ¿Qué puerta? Tú mismo, Señor: «Yo soy  la puerta; si alguno entra a través de mí, se salvará» (Juan 10,9). «De nadie puede decirse que sea puerta;  esta cualidad Cristo se la reservó para sí; el oficio, en cambio, de  pastor lo dio también a otros y quiso que lo tuvieran sus miembros;  por ello, Pedro fue pastor y pastores fueron también los otros  apóstoles, y son pastores también todos los buenos obispos» (Santo  Tomás).

El Apocalipsis nos dice que es incontable el número de los que se  salvan: "una muchedumbre inmensa, que nadie podría contar" (Ap 7),  los que han seguido a Cristo "entrarán por las puertas en la Ciudad"  (Ap 22,14). Es de esperar que nosotros estemos bien orientados en el  camino y que lo sigamos con corazón alegre. Para que al final no  tengamos que …

29 de octubre de 2019

Imagen
¿A qué compararé el  reino de Dios? Se parece a la levadura que una mujer toma y mete  en tres medidas de harina, hasta que todo fermenta» (Lucas 13,18- 21)
Una vez intenté trastocar el orden de las cosas y pensé que, si ponía más levadura que harina conseguiría un pan espumoso. Pero mi sorpresa fue que aquello se convirtió en un desastre. Desperdicié tiempo y materiales. La levadura no puede ser masa. Ni al revés.
Cuando escucho a muchas personas lamentarse del tiempo que nos ha tocado vivir, cuando percibo desánimos en las luchas por transformar el mundo, cuando veo que cunde el desaliento entre los discípulos, pienso si no será que queremos renunciar a ser levadura. Que en el fondo nos incomoda tener que ejercer de precursores, de profetas, de testigos.
Esta lectura viene precedida del gesto de Jesús de liberar en Sábado, y en la Sinagoga. Provocador.
Jesús sabe que con determinadas actitudes, nos podemos granjear malos entendidos y enfrentamientos.
La levadura desaparece para no s…

28 de octubre de 2019

Imagen
«Mujer, quedas libre de tu enfermedad.» Le  impuso las manos, y en seguida se puso derecha?»  (Lucas 13,10-17).
“¡Levántate!” Y por eso se nos acerca el mismo Dios en Cristo  Jesús: para quitarnos todas las cargas y los yugos que nos aplastan: "Venid a mí...» (Mt  11,28). Y  Jesús extiende sus manos para levantar a los que están postrados por cualquier motivo. Jesús nos dice: «Levántate», seamos la suegra de Pedro (Mc 1,30-31), seamos la  hija de Jairo (Mc 5,41 = Talita Kum), seamos la mujer encorvada. Levántate.  A Dios le gusta vernos de pie. Si hay alguna fuerza que nos oprime y de la  que no somos capaces de liberarnos, acudamos a Cristo y pidámosle  que extienda sus manos sobre nosotros.
¿Vivir a tope?
Un enfermo de sida decía: "Lo más doloroso para mí no es la enfermedad en sí, con sus tremendas consecuencias, sino el sentirme "timado" por aquellas personas que me animaban a "vivir a tope", a entregarme a vvir cualquier experiencia  excitante".

27 de octubre de 2019. El fariseo y el publicano

Imagen
El Evangelio de este domingo es la parábola del fariseo y del publicano.  El fariseo representa al que se siente en orden con Dios y mira con desprecio al prójimo. El publicano es la persona que ha errado, pero lo reconoce y pide por ello humildemente perdón a Dios; no piensa en salvarse por méritos propios, sino por la misericordia de Dios. La elección de Jesús entre estas dos personas no deja dudas, como indica el final de la parábola: este último vuelve a casa justificado, esto es, perdonado, reconciliado con Dios; el fariseo regresa a casa como había salido de ella: manteniendo su justicia, pero perdiendo la de Dios.
Jesús decía sus parábolas para la gente que le escuchaba en aquel momento. En una cultura cargada de fe y religiosidad. En nuestra cultura secularizada y permisiva, los valores han cambiado. Lo que se admira y abre camino al éxito es más bien lo contrario de otro tiempo: es el rechazo de las normas morales tradicionales, la independencia, la libertad del individuo. P…

26 de octubre de 2019

Imagen
«Uno tenla una higuera  plantada en su viña, y fue a buscar fruto en ella, y no lo encontró... Córtala. ¿Para qué va a  ocupar terreno en balde? Pero...»” (Lucas 13,1-9).
Saber interpretar los signos de los  tiempos. Pilato aplastó una revuelta de  galileos cuando estaban sacrificando en el Templo, mezclando su sangre con  la de los animales que ofrecían. Sabemos por Flavio Josefo que ese y otro  hecho fueron reales y dominado con violencia. Tampoco sabemos más  del derrumbamiento de un muro de la torre de Siloé, que  aplastó a dieciocho personas. Jesús los descarta como castigo de Dios por culpa propia o de sus padres. Tal fracaso, tal éxito, tal amistad, tal responsabilidad, tal accidente, tal hijo que nos  da preocupación o alegría, tal esposo, tal esposa, son consecuencias de nuestra eleccion o eligieron el camino  equivocado.
¿Para qué va a  ocupar terreno en balde?
¿Somos cristianos sin buenos frutos?
¿Soy una higuera estéril para Dios, para  mis hermanos? Un año" aún ante…

25 de octubre de 2019

Imagen
«¿Cómo no  sabéis juzgar vosotros mismos lo que se debe hacer?» (Lucas 12,54-59). 
Cuando Jesús se queja de esta ceguera voluntaria, emplea la palabra  "kairós" para designar "el tiempo presente". "Kairós" significa tiempo  oportuno, ocasión de gracia, momento privilegiado que, si se deja escapar,  ya no vuelve. Nosotros ya reconocemos en Jesús al Mesías. Pero seguimos,  tal vez, sin reconocer su presencia en tantos "signos de los tiempos" y en  tantas personas y acontecimientos que nos rodean, y que, si tuviéramos  bien la vista de la fe, serían para nosotros otras tantas voces de Dios. La limpieza de corazón, la humildad y la rectitud de intención son  importantes para ver a Jesús que nos visita con frecuencia.
Finales de Septiembre-primeros de Octubre hemos comenzado un nuevo curso, y es el tiempo oportuno de rectificar, de  merecer, de amar, de reparar, de pagar deudas de gratitud, de perdón. A la vez, es una oportinidad de ayudar a otros qu…

24 de octubre de 2019

Imagen
«En adelante, una  familia de cinco estará dividida: tres Contra dos y dos contra tres;  estarán divididos el padre contra el hijo y el hijo contra el padre, la  madre contra la hija y la hija contra la madre, la suegra contra la  nuera y la nuera contra la suegra»” (Lucas 12,49-53).
En toda la  Biblia, el fuego es símbolo de Dios; en la zarza ardiendo encontrada por  Moisés, en el fuego o rayo de la tempestad en el Sinaí, en los sacrificios del  Templo, donde las víctimas eran pasadas por el fuego, como símbolo del  juicio final que purificará todas las cosas. Pero no es un fuego que destruye, es el "fuego del Espíritu", que ardía en el  corazón de los peregrinos de Emaús cuando escuchaban al Resucitado sin  reconocerlo... (Lc 24,32), que descenderá en Pentecostés.
¿Quién siembra la división? ¡El que no ama! Y quien no ama intentará imponer su parecer, no convencer.
Un anuncio televisivo presenta un coche lujoso, y con él una joven bellísima. No dice ni una sola palabra, le…

23 de octubre de 2019

Imagen
«Al que mucho se le dio, mucho se le exigirá; al que  mucho se le confió, más se le exigirá» (Lucas 12,39-48).   
“Si el dueño de la casa supiera a qué hora va a llegar el  ladrón..."
Para la antigua Grecia y otros  pueblos de oriente, la historia es un perpetuo volver a empezar; un círculo  continuado… pero la fe nos dice que hay un fin en la historia, vamos en  progresión y en el curso de los años hacia Dios que  se ha ido manifestando con lo que  llamamos “revelación” (quitar el velo) paraque veamos la Verdad, que se ha revelado  plenamente en Cristo.
 Tenemos el peligro de la pereza, del amodorramiento.“Conviene que los cónyuges y padres cristianos, siguiendo su propio  camino, se ayuden el uno al otro en la gracia, con la fidelidad en su amor a  lo largo de toda la vida, y eduquen en la doctrina cristiana y en las virtudes  evangélicas a la prole que el Señor les haya dado. De esta manera ofrecen  al mundo el ejemplo de un incansable y generoso amor, construyen la  fraterni…

22 de octubre de 2019

Imagen
«Dichosos los criados a quienes el señor, al llegar, los  encuentre en vela; os aseguro que se ceñirá, los hará sentar a la  mesa y los irá sirviendo»” (Lucas 12,35-38). 
Prestos a la  acción y preparados para servir día y noche. ¿Estoy yo preparado para  servir en todo instante, en todo momento? 
¿Estoy siempre a punto de recibir a Jesús?  "El Señor Viene" de muchas maneras: en su Palabra, propuesta cada día, en todo hombre que necesita de mí, en esas personas que parece son inútiles, que me fastidian, que no hacen más que incordiar y quejarse, en la Iglesia y lo que me propone, en los acontecimientos, "signos de los tiempos", en mis alegrías y mis penas.
¡Dichosos!  ¡Dichosos todos los que soportáis a esas personas que atendéis y no os lo agradecen! Un japonés que murió en el sótano de un hospital cuando el tsunami arreglando la  electricidad, dando la vida para la salvación de muchos,  encontró a  Jesús ahí, sin conocerle, porque "lo que hacemos a los demá…

21 de octubre de 2019

Imagen
«Mirad: guardaos de toda clase de codicia. Pues,  aunque uno ande sobrado, su vida no depende de sus bienes.»  (Lucas 12,13- 21).   
Uno le pidió a Jesús: "Maestro, dile a mi hermano que  comparta conmigo la herencia". El derecho de sucesión estaba regido,  como siempre en Israel, por la ley de Moisés. Pero se solía pedir a los  rabinos que hicieran arbitrajes y dictámenes periciales. En este caso una  persona va a Jesús para que influya sobre su hermano injusto.  Pero  Jesús, no quieres mandar sobre cosas temporales.
«El décimo mandamiento prohíbe la  avaricia y el deseo de una apropiación inmoderada de los bienes terrenos.  Prohíbe el deseo desordenado nacido de la pasión inmoderada de las  riquezas y de su poder. Prohíbe también el deseo de cometer una injusticia  mediante la cual se dañaría al prójimo en sus bienes temporales»  (Catecismo 2536).
El Señor, es claro: «guardaos de toda avaricia». El avaro  nunca se contenta con lo que tiene, porque, en el fondo, lo quiere …

20 de octubre de 2019 Ante el Juez Injusto

Imagen
«Fijaos en lo que dice el juez injusto; pues Dios, ¿no hará justicia a sus elegidos que le gritan día y noche?»
La fe no nos quita los males ni las enfermedades ni los sufrimientos. La fe nos da una mirada nueva sobre todos esos males y nos invita a sacar lo bueno de lo que nos sucede. Quizá nos falte más fe. Quizá nos falte más confianza en Dios o más generosidad o más disponibilidad a su Voluntad.
Pero no dejemos de orar, no dejemos de pedir, y también más a menudo a dar gracias. Con insistencia, con fe, como la viuda de la parábola. Ya lo dice Jesús: ¿será que ya no hay fe en la tierra? ¿será que ni los propios cristianos tienen una verdadera fe?
A la pregunta: «¿Cuántas veces hay que orara?», Jesús responde: ¡Siempre! La oración, como el amor, no soporta el cálculo de las veces. ¿Hay que preguntarse tal vez cuántas veces al día una mamá ama a su niño, o un amigo a su amigo?
Quizá más que preguntarnos siempre el por qué me pasa eso o aquello, por qué Dios parece no escucharme, no …

19 de octubre de 2019

Imagen
«Si uno se pone de  mi parte ante los hombres, también el Hijo del hombre se pondrá de  su parte ante los ángeles de Dios»(Lucas 12,8-12).

Nos anima, Jesús, a ser  valientes a la hora de dar testimonio de Él, a dar testimonio de nuestro Bautismo. Ser cristiano es dar testimonio del Señor, con nuestra  vida. No olvidemos muchos dependen de lo que hagamos, con nuestro buen o mal  ejemplo. Por ejemplo ente el grupo de  amigos que se divierte ridiculizando a la Iglesia o a los sacerdotes; o a esas cenas o reuniones que nada tienen de cristianas.

«Vosotros tenéis que desarrollar una tarea altísima..., a  favor de su cuerpo, que es la Iglesia... pueden dar una aportación de primer orden en la lucha por  la victoria del bien sobre las fuerzas del mal, que de tantos modos insidian a  la humanidad contemporánea. En vosotros, Cristo prolonga su pasión  redentora» (Juan Pablo II).

San Serafín de Sarov llama al corazón "altar de Dios".
Dios le habla al corazón y hay que escucharle con e…

18 de octubre de 2019

Imagen
“No  tengáis miedo a los que matan el cuerpo, pero no pueden hacer  más» (Lucas 12,1-7).
La misericordia y el perdón divinos nos hacen vivir sin miedo, con amor, con  sinceridad. 
El discípulo de Jesús  debe proceder sin disimulo, sin doblez, sin mentira. Su conducta debe ser  siempre franca, como quien obra a la luz del día, como en plena plaza.
¿Cómo puedo tener miedo? Le decía S.  Tomás Moro a su hija: “Finalmente, mi querida Margarita, de lo que estoy  cierto es de que Dios no me abandonará sin culpa mía. Por esto, me pongo  totalmente en manos de Dios con absoluta esperanza y confianza. Si a  causa de mis pecados permite mi perdición, por lo menos su justicia será  alabada a causa de mi persona. Espero, sin embargo, y lo espero con toda  certeza, que su bondad clementísima guardará fielmente mi alma y hará  que sea su misericordia, más que su justicia, lo que se ponga en mí de  relieve... nada puede pasarme que Dios no quiera. Y todo lo que Él quiere,  por muy malo que nos parezc…

17 de octubre de 2019

Imagen
«Vosotros no habéis entrado y a los que estaban por entrar se lo  habéis impedido»  (Lucas 11,47-54)
Si  queremos a los demás, estamos queriendo a Jesús. 
«Si los cristianos viviéramos de veras conforme a nuestra fe, se  produciría la más grande revolución de todos los tiempos... » (Surco 945).
Si yo,cristiano no doy buen  ejemplo, estoy cerrando la puerta a otros que podían haberte conocido y  amado... Si los cristianos viviéramos de veras conforme a nuestra fe, se  produciría la más grande revolución de todos los tiempos.
Pero recuerda que si eres todo para todos, pero te olvidas de  tí mismo, tu bondad no es plena. Imagínate que tu corazón es un manantial al que todos acuden a beber, que tu corazón es una fuente pública pero tu no bebes. ¿Qué te ocurriría?
Los dones que Dios nos ha dado son para ofrecerlos a los demás, pero disfrutándolos.
"Riega las calles con tu manantial, beban de él hombres y animales, sin excluir a nadie, pero bebe tú también del caudal de tu pozo, quien …

16 de octubre de 2019

Imagen
Dios pagará a cada uno según sus obras, según su corazón, judíos y  griegos, todos somos hijos de Dios, y la salvación no depende de la rigidez  en cumplir leyes sino en el amor de verdad. 
«¡Ay de vosotros también, maestros de la  Ley, que abrumáis a la gente con cargas insoportables, mientras  vosotros no las tocáis ni con un dedo!» (Lucas 11,42-46).
"Os gusta estar en el primer  banco en la sinagogas... y que se os salude en las plazas!...”  ¿Nos apetece a nosotros también los honores, la consideración? ¿Qué forma tiene en  mí ese orgullo?, ¿es afán de tener la razón siempre?, ¿es  querer llevar a los otros a pensar como yo? Hay mil maneras sutiles de  querer el "primer puesto".

Una señora preguntaba como hacer  amigas pues no lo conseguía siendo que ella no hacía nada malo. Una "amiga" que la escuchaba exclamó: “anda, ¡si  tú que te pasas el día molestando a todas a las que te acercas!” Así somos, no nos  conocemos mucho, y a veces vemos las cosas al revés…

15 de octubre de 2019

Imagen
"el Señor le dijo: "Vosotros, los fariseos, limpiáis por fuera la  copa y el plato, mientras por dentro rebosáis de robos y maldades.   ¡Necios!... Dad limosna de lo de dentro, y lo tendréis limpio todo"
¿Qué es lo que nos preocupa: el ser o el  parecer?, ¿cumplir los ritos externos o la conversión y la pureza del  corazón?
Este pasaje es uno de los más duros del Evangelio: Jesús  desenmascara el mayor vicio con el que se enfrenta, la hipocresía revestida  de legalismo. Recuerdos libros como La dama de  blanco como el paradigma de la persona que tiene que sufrir esos que cumpliendo la mera letra de los preceptos, no cumplen su  espíritu: no se abren al amor de Dios y del prójimo, y bajo la apariencia de  honorabilidad, apartan a los hombres del verdadero fervor, haciendo  intolerable la virtud. Otras novelas que retratan  situaciones parecidas: Retrato de una dama, El idiota, La edad de la  inocencia, La letra escarlata, La regenta… A la  actitud de los fariseos que pon…

14 de octubre de 2019

Imagen
«Los  hombres de Nínive se levantarán en el juicio contra esta generación  y la condenarán, porque ellos hicieron penitencia ante la  predicación de Jonás; pero mirad que aquí hay algo más que  Jonás» (Lucas 11, 29-32).
«Enciende tu fe. -No es Cristo una figura que pasó. No es un recuerdo que se pierde en la historia. ¡Vive!: dice San Pablo: ¡Jesucristo ayer y hoy y siempre!» (Camino.-584).
Jesús, es más que un profeta o un filósofo sabio que dejó doctrinas admirables. Por eso vivir cristianamente no consiste sólo en conocer su doctrina, sino que, sobre todo, consiste en vivir con Él,, unido a Él por la gracia y por el trato personal con Él en la oración.
Sólo si le tenemos presente durante el día, convirtiendo cada actividad en verdadera oración con Él, podremos ser testigos de su resurrección anunciando con mi vida cristiana que Él vive, que no es una figura que pasó.
¿Cuántas horas pasamos al día sin tener Presente al Señor?
¿Cuántas horas sin decirle nada?
La ternura
Toda persona t…

13 de octubre de 2019. Diez leprosos curados, sólo uno dio gracias

Imagen
Preguntó Jesús: ¿Dónde están los otros nueve?
Vd y yo hemos sido curados muchas veces por Jesús: ¿Le hemos dado las gracias de corazón y amor de agradecimiento?
Nuestra vida debería ser, como significa precisamente Eucaristía, “acción de gracias” permanente por el maravilloso regalo de la fe.
Ojalá que la Eucaristía nos empuje a ser más agradecido con Dios, no por lo que nos da, sino por lo que Él es, Fuente del Amor. Agradecidos con las personas, con nuestra familia, a la que damos por supuesto que nunca hay que agradecer nada. Agradecidos con nuestros amigos, ese hermoso tesoro que hemos encontrado en la vida y que debemos cuidar. Agradecidos a la Iglesia que santa y pecadora es nuestra Madre.

SER AGRADECIDOS. Cuentan que una vez llegó un hombre al cielo y Jesús comenzó a enseñarle los diferentes departamentos existentes. El hombre notó lo atareados que estaban en el departamento de “peticiones” y “bendiciones”, donde se reciben las peticiones de las personas y donde se entregan la…

12 de octubre de 2019

Imagen
«Dichoso el vientre que  te llevó y los pechos que te criaron.» Pero él repuso: «Mejor,  dichosos los que escuchan la palabra de Dios y la cumplen» (Lucas  11,27-28).
La Virgen María, modelo perfecto de bienaventurada porque pone en  práctica lo que el Señor le pide.   
Jesús exalta la grandeza de  la fe. Jesús no opone "contemplación" y  "acción"; la verdadera bienaventuranza comporta los dos aspectos,  inseparables el uno del otro: contemplar, escuchar, orar... - actuar, poner  en práctica la Palabra, comprometerse. "dichosa  por haber creído" (Lc 1,45), le dirá Isabel, y por haber "guardando en  su corazón" los acontecimientos concernientes a Jesús (Lc 2,19)
"Dichosos los que..." Cincuenta veces sale esta expresión en el  conjunto del Nuevo Testamento... veinticinco veces de los labios mismos de  Jesús en el evangelio. Se ve que Le gusta, Jesús: Dichosos los pobres, los  mansos, los afligidos, los puros, los que construyen la paz, l…

11 de octubre de 2019

Imagen
«La expresión Dios Padre no había sido revelada jamás a nadie.  Cuando Moisés preguntó a Dios quién era Él, oyó otro nombre: "Yo soy el que soy". A nosotros  este nombre nos ha sido revelado en el Hijo, porque este nombre implica el  nuevo nombre del Padre» (Tertuliano). Sólo Jesús, después de llevar a cabo  la purificación de los pecados (Hebr 1, 3), puede ponernos en presencia del  Padre: Henos aquí, a mí y a los hijos que Dios me dio (Hebr 2, 13). 
«Tú, hombre, no te atrevías a levantar tu cara hacia el cielo, tú  bajabas los ojos hacia la tierra, y de repente has recibido la gracia de  Cristo: todos tus pecados te han sido perdonados. De siervo malo, te has  convertido en buen hijo... Eleva, pues, los ojos hacia el Padre que te ha  rescatado por medio de su Hijo y di: Padre nuestro... Pero no reclames  ningún privilegio. No es Padre, de manera especial, más que de Cristo,  mientras que a nosotros nos ha creado. Di entonces también por medio de  la gracia: Padre nuestro, p…

10 de octubre de 2019

Imagen
Por primera vez hay quien se  dirige a Dios con confianza filial: «Abba» (en arameo, «Padre»). Jesús  introduce un cambio profundo en la relación del hombre con Dios. Todas las  religiones, incluyendo la religión judía (Antiguo Testamento), rezan a un  Dios lejano, al que tratan de aplacar. Jesús sustituye la verticalidad por la  horizontalidad: ¡Dios es Padre! Esta invocación nos introduce en el ámbito familiar de Dios. 
¡Padre!, santificado sea tu nombre. ¡Padre!, haznos más hermanos,  más caritativos. ¡Padre!, sé misericordioso con nosotros.  ‘Orar es hablar con Dios. Pero, de qué?’. ¿De  qué? De Él, de ti: alegrías, tristezas, éxitos y fracasos, ambiciones nobles,  preocupaciones diarias..., ¡flaquezas!: y hacimientos de gracias y  peticiones: y Amor y desagravio. En dos palabras: conocerle y conocerte:  tratarse!’ (San Josemaría). 
Los cristianos ortodoxos de rito griego y ruso, en la liturgia  eucarística llamada de San Juan Crisóstomo (que siguen aún) se preparan  así: «Y hazn…

9 de octubre de 2019

Imagen
«Señor, enséñanos a orar... Él les dijo: «Cuando oréis decid: "Padre,  santificado sea tu nombre, venga tu reino...» (Lucas 11,1-4).
Jesús nos lo recuerda más de 170 veces en  los Evangelios que Dios es nuestro PADRE.
El Padrenuestro del evangelio de Lucas es menos desarrollado  que el de Mateo: contiene dos peticiones referentes a Dios: "santificado sea  tu nombre, venga tu reino" (Mateo añade "hágase tu voluntad") y tres para  nosotros: "danos el pan", "perdona nuestros pecados" y "no nos dejes caer  en la tentación" (Mateo añade "mas líbranos del mal").
La infancia espiritual lleva a las almas a sentir el consuelo de  abandonarse totalmente en este Padre bueno que es Dios: «Yo soy esa hija,  objeto del amor previsor de un Padre que no ha enviado a su Verbo a  rescatar a los justos sino a los pecadores. Él quiere que yo le ame porque  me ha perdonado, no mucho, sino todo. No ha esperado a que yo le ame  mucho, como San…

8 de octubre de 2019

Imagen
«Marta, Marta, tú te preocupas y te inquietas por muchas cosas. En verdad una sola cosa es necesaria. Así, pues, María ha escogido la mejor parte, que no le será arrebatada». (Lucas 10, 38-42).
«Marta, en su empeño de aderezarle al Señor de comer, andaba ocupada en multitud de quehaceres. María, su hermana, prefirió le diese a ella de comer el Señor. Se olvidó, en cierto modo, de su hermana, tan ajetreada por la complicación del servicio, y se sentó a los pies del Señor donde, sin hacer nada, escuchaba su palabra. Con oído discretísimo había oído decir: «Estaos quedos, y ved que yo soy el Señor». La otra se consumía, ésta comía; la otra disponía muchas cosas, ésta sólo miraba una sola» (San Agustín).
Si toda tu vida, fuerzas y saber las dedicas al trabajo olvidando lo espiritual, un día te sentirás agotado y vacío. Recuerda las palabras de Salomón: "El que regula sus placeres, se hará sabio". ¿Regulas tus placeres materiales y atiendes los espirituales?
Julián Escobar.


| Lec…

7 de octubre de 2019

Imagen
«Maestro, ¿qué debo hacer para conseguir la vida eterna?». (Lucas 10, 25-37)  y Jesús responde: Amar a Dios con toda tu alma con todas tus fuerzas y con toda tu mente, y al prójimo como a tí mismo. «Haz estoy vivirás».

«Si nosotros pues deseamos agradar enteramente al corazón de Dios, procuremos conformarnos en todo a su santa voluntad» (San Alfonso María de Liborio).
En "Los Miserables" de Victor Hugo, un obispo recibe en su casa a un expresidiario que le pide posada. De madrugada, antes de marcharse, le roba unos cubiertos de plata. Poco después lo atrapa la policía y lo traen ante el Obispo. El Obispo dice que se los dió él con estas palabras: "No olvides nunca que me has prometido emplear el dinero que saques por ellos en hacerte un hombre honrado... Yo compro tu alma; yo la libre de las ideas negras y perdición, y la consagro a Dios".
¿Qué resalta este episodio? La bondad y la fidelidad. La bondad transforma, hace bueno al hombre malo e impulsa a ser fiel con l…

6 de octubre de 2019 Auméntanos la fe

Imagen
El Evangelio de hoy se abre con la petición de los apóstoles a Jesús: «¡Auméntanos la fe!».
La fe es la luz que nos hace ver las cosas auténticamente, nos da fuerza para responder a la palabra de Dios que nos guía hacia el bien, y nos hace mover montañas la fe según la cual se decide si uno es creyente o no creyente, creyente o ateo.
El Papa Francisco, en su Encíclica conjunta con Benedicto XVI, relaciona la fe y amor comenzando con la frase de S. Pablo: «Con el corazón se cree» (Rm 10,10).
"Sólo se puede ver correctamente con el corazón; lo esencial permanece invisible para el ojo" (A. Saint-Exupéry, El Principito).
J. H. Newman ya dijo: "creemos porque amamos".
Es difícil amar como Dios nos ama, pero con su ayuda, lo podemos intentar. “Como si todo dependiera de nosotros, como si todo dependiera de Dios”, como decía san Ignacio. En actitud de humilde alabanza y admiración como nos ha recordó san Francisco de Asís y el Papa Francisco al visitar la ciudad de Asís,…

5 de octubre de 2019

Imagen
«Yo te alabo Padre, Señor del Cielo y de la tierra, porque ocultaste estas cosas a los sabios y prudentes y las revelaste a los pequeños». (Lucas 10, 17-24)
Dar a conocer a Cristo es una de las mayores fuentes de alegría. Cuando con nuestro ejemplo y nuestras palabra de cristianos otras personas se sienten movidas a acercarse al Evangelio, a la Iglesia, nos llenamos de alegría, pues se hace más presente que nuestro nombre «está escrito en el cielo». Y recordemos que humildad y alegría siempre van juntas, porque la alegría es una consecuencia de la humildad.

«La alegría cristiana es una realidad que no se describe fácilmente, porque es espiritual y también forma parte del misterio. Quien verdaderamente cree que Jesús es el Verbo Encarnado, el Redentor del Hombre, no puede menos de experimentar en lo íntimo un sentido de alegría inmensa, que es consuelo, paz, abandono, resignación, gozo. ¡No apaguéis esta alegría que nace de la fe en Cristo crucificado y resucitado! ¡Testimoniad vuestra…

4 de octubre de 2019

Imagen
Quien a vosotros oye, a mí me oye; quien a vosotros desprecia, a mí me desprecia». (Lucas 10, 13-16)
En plena guerra, un soldado pide permiso para ir en busca de su amigo que no ha regresado de la batalla. Le deniega el permiso: "Su amigo probablemente ha muerto". Pero él sale a buscarlo y regresa con el cadáver de su amigo. El oficial furioso: "¡Ya le dije que había muerto!". "¿Merecía la pena su esfuerzo y peligro?". El soldado, con lágrimas en sus ojos responde: "¡Claro que sí, Señor! Cuando lo encontré todavía estaba vivo y pudo decirme: Jack... estaba seguro que vendrías".
Esta historia debe servir para interrogarnos sobre nuestra fidelidad en relación a nuestra condición de cristianos, en relación a la amistad y a todo lo que decimos o amamos.
¿Con qué valores vivimos?
¿Qué es valioso para nosotros?
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

3 de octubre de 2019

Imagen
Autor: Pablo Cardona . Fuente: almudi.org 

«Yo os envío como corderos en medio de lobos». (Lucas 10,1-12)
«la mies es mucha, pero los obreros pocos». Después de dos mil años, ¡aún queda tanto por hacer, hay tantas personas que no conocen a Jesús! Países enteros que se llaman cristianos pero... y  países inmensos aún por cristianizar.
Tenemos que preguntarnos: ¿Qué puedo hacer yo, Jesús, ante este panorama?¿qué lugar tengo en esta gran misión de anunciar la buena nueva del Evangelio?, ¿dónde, Señor,  te puedo servir mejor en esta mies que es el mundo?
«Nada hay más frío que un cristiano despreocupado de la salvación ajena. No puedes aducir tu pobreza como pretexto. La que dio sus monedas te acusará. El mismo Pedro dijo: No tengo oro ni plata. Y Pablo era tan pobre que muchas veces padecía hambre y carecía de lo necesario para vivir; Tú no puedes pretextar tu humilde origen: ellos eran también personas humildes, de modesta condición. Ni la ignorancia te servirá de excuso: ellos eran todos…

2 de octubre de 2019

Imagen
« Señor, ¿quieres que digamos que baje fuego del cielo y los consuma? Y volviéndose, les reprendió. Y se fueron a otra aldea.» (Lucas 9, 55-62)
Para Samaria era la gran oportunidad de conocer a Jesús pero, su odio por los judíos es tal que no le quieren ni recibirle. ¡Cuántas samarias  hay hoy que rechazan a Jesús! ¿Qué podemos hacer nosotros, cristianos, para que Jesús sea aceptado, acogido, amado y seguido?
La venganza no es cristiana; el odio es el camino opuesto al que nos enseña Cristo con su vida y con su muerte. Por eso una petición diaria debe ser: “Ayúdanos a dominar nuestro carácter, y a saber perdonar y comprender siempre”.
¿A dónde conduce  levantar la voz y dar un grito, o un puñetazo en la mesa?.  Santiago y Juan, enfadados, querían que bajase fuego del cielo sobre aquellas personas. ¿Piensas tú como ellos?
«Si la regla de conducta del maestro debe ser siempre perseguir el vicio para corregirle, es muy conveniente que conozcamos que debemos ser firmes con los vicios, per…

1 de octubre de 2019

Imagen
«Y envió por delante unos mensajeros» (Lucas 9, 51-56)
Jesús, en su camino hacia Jerusalén, envía a unos mensajeros, para que le preparen un lugar donde pasar la noche. Pero no te acogieron «porque daba la impresión...» ¡Cuántas excusas nos buscamos cuando no aceptamos a una persona o una situación!
Si queremos ser un verdaderos cristianos, mensajeros de tu palabra divina, hemos de aprender a practicar la paciencia y la caridad con la que el Señor trata a los que no le entienden, e incluso, a los que le odian y le clavan en la cruz.

«La paciencia es la que nos recomienda y guarda para Dios; modera nuestra ira, frena la lengua, dirige nuestro pensar conserva la paz, endereza la conducta, doblega la rebeldía de la pasión, reprime el tono de orgullo, apaga el fuego de los enconos, contiene la prepotencia de los ricos, alivia la necesidad de los pobres, protege la santa virginidad de las doncellas... Mantiene en humildad a los que prosperan, hace fuerte en las adversidades y manso frente …