24 de diciembre de 2018

“… María dio a luz… lo envolvió en pañales y lo puso en un pesebre, porque no había lugar para ellos…”. Lc 2, 1-14
Cuando llegue, lo conocerás
no por el redoble de tambores
ni por lo imponente de su aspecto
ni por su atuendo suntuoso
ni por su manto y corona.
Sabrás que es él por la armonía
que su presencia hará vibrar en ti.
Ver llorar a la alegría,
ver tan pobre a la riqueza,
ver tan baja a la grandeza…
Ahora, cierra los ojos y contempla en un pobre, desvalido y frágil recién nacido a tu Salvador y recuerda:
“Aunque mil veces Cristo
fuera, en Belén, nacido;
si no ha nacido en ti,
por siempre estás perdido”.
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

21 de Enero de 2018. Domingo. ¿Qué es lo que usted más valora?