20 de febrero de 2019


El amor al prójimo es amar a todos los que Dios ama. “Cuanto más extenso sea tu amor, más divino es”. Si un médico debe intentar curar por igual al que le tiene simpatía o antipatía, mucho más un cristiano tiene que amar a todos. Es normal que amemos a la persona que nos hacen el bien, pero sin excluir al que nos agravia. Un padre del desierto decía: el sol no cambia dependiendo de dónde caen sus rayos, ni se oscurece si se seca un pantano. Así, un cristiano no debe cambiar el rostro según las circunstancias.
- ¿Quién es para usted su prójimo?
- ¿Ve imposible “amar” a los enemigos?
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

21 de Enero de 2018. Domingo. ¿Qué es lo que usted más valora?