26 de febrero de 2019

Un carbonero animaba a un lavandero a que se fuera a vivir con él; le hablaba de las grandes ventajas de vivir juntos; se harían compañía, se ahorrarían un alquiler, también en la comida…
- Todo eso está muy bien – le respondía el lavandero – pero mi oficio es lavar ropa y tú andas entre carbón; yo hago que la ropa quede limpia y tu tiznas cuanto tocas ¿sigues pensando que podríamos convivir?
No sea usted una de esas personas que llevan dentro un carbonero y un lavandero. No conviva tranquilamente con el mal y con el bien. El carbonero es el pecado, el lavandero es la gracia.
- ¿Lleva usted dentro un carbonero y un lavandero?
- ¿Quién manda más, el carbonero o el lavandero?
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

21 de Enero de 2018. Domingo. ¿Qué es lo que usted más valora?