8 de junio de 2019 Un Reino de Todos.

He aquí el poema de un intocable, de un paria, que apareció en un periódico indio:
¡Oh Dios! Si tú hubieras hecho de mí
una serpiente venenosa,
al menos, un día al año, el Día de Nag Panchami,
¡me hubieran dado leche!
O, si me hubieras dado la vida de un perro,
éstos de alta casta me habrían dado un mendrugo
y me habrían acariciado.
Pero tú, Dios cruel, me has hecho nacer... hombre,
me has hecho un descastado... y me has matado.
El mayor castigo para cualquier criminal
no es la muerte o los azotes,
sino hacerle descastado o intocable por un día.
Esta es la sentencia más cruel.
¿Qué sentido tiene, para ti, el punto de vista expresado arriba, en su poema, por el Intocable? ¿Hasta qué punto eres consciente de la situación de los excluidos y marginados que viven en tu entorno? Trata de ponerte en su lugar e imagina cómo transcurriría un día ordinario para ti si fueras uno de ellos.
Hoy, en el autobús, vi una bella muchacha
de dorada cabellera.
Me ha dado envidia. Parecía tan feliz.
y he deseado ser tan hermosa como ella.
De pronto, se ha levantado para salir,
y la he visto cojear por el pasillo;
sólo tenía una pierna y llevaba una muleta,
pero me sonrió, al pasar.
¡Oh Dios, perdóname cuando me quejo;
que yo tengo dos pies... y el mundo es mío! 
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

21 de Enero de 2018. Domingo. ¿Qué es lo que usted más valora?