25 de octubre de 2019

«¿Cómo no  sabéis juzgar vosotros mismos lo que se debe hacer?» (Lucas 12,54-59). 
Cuando Jesús se queja de esta ceguera voluntaria, emplea la palabra  "kairós" para designar "el tiempo presente". "Kairós" significa tiempo  oportuno, ocasión de gracia, momento privilegiado que, si se deja escapar,  ya no vuelve. Nosotros ya reconocemos en Jesús al Mesías. Pero seguimos,  tal vez, sin reconocer su presencia en tantos "signos de los tiempos" y en  tantas personas y acontecimientos que nos rodean, y que, si tuviéramos  bien la vista de la fe, serían para nosotros otras tantas voces de Dios. La limpieza de corazón, la humildad y la rectitud de intención son  importantes para ver a Jesús que nos visita con frecuencia.
Finales de Septiembre-primeros de Octubre hemos comenzado un nuevo curso, y es el tiempo oportuno de rectificar, de  merecer, de amar, de reparar, de pagar deudas de gratitud, de perdón. A la vez, es una oportinidad de ayudar a otros que nos acompañan  en el camino de la vida a interpretar esas huellas que señalan el paso del  Señor cerca de su familia, de su trabajo... Hemos de saber descubrir a  Jesús.
¿Actuas aún sabiendo que haces daño?
¿Excusas siempre tus equivacaciones?
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

21 de Enero de 2018. Domingo. ¿Qué es lo que usted más valora?