31 de mayo de 2020

Pascal decía: “El corazón tiene razones que no entiende la razón”. ¡Hay que cultivar lo bueno del corazón, aunque la razón no lo entienda!
Hay que saber que “no importa el pedazo de tierra, sino el pedazo de hombre que la cultiva”, pues el hombre es el agricultor de su corazón, de lo que siembra en él.
Estamos inclinados a disculpar nuestros errores y cargar la culpa a todo y a todos. Nos perdonamos a nosotros y condenamos a los demás.

- ¿Tienes siempre “razones” para disculpar tus errores?
- ¿Sabes conjugar su razón y su corazón? 
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

9 de mayo de 2020

24 de abril de 2020 Viernes II de Pascua