30 de agosto de 2020

Va Jesucristo, con la cruz sobre sus hombros, y detrás de Él van los mejores, las personas más buenas.
Los sencillos pescadores a quienes Él escogió para anunciar su nombre. Aquél es Pedro, el primer Papa; detrás de él, una fila interminable de Papas: los 266 que han ocupado su cátedra de pescador. Millares y millares de obispos: centenares de miles de sacerdotes que sirvieron a Cristo con fidelidad, con valentía, llevando en sus pálidas sienes magnífica aureola. Anacoretas del desierto y monjes de los claustros… Tras ellos…, millones y más millones…, de todas las edades, naciones y lenguas…, cantando todos y rezando en mil lenguas y dialectos.
Hay santos, muchos santos, cubiertos con harapos o vestidos pobremente; santos del desierto y santos de brillo señorial.
Vienen los heraldos del Señor que dirigieron su palabra a los pueblos. Vienen las vírgenes, de mirada límpida; los jóvenes que fueron educados por la pedagogía de la Iglesia… Y delante de todos camina Aquél, que lleva la cruz sobre sus hombros. ¿Caminas tú con Él?
Julián Escobar.


| Lecturas del Día (+Leer). | Evangelio y Meditación (+Leer) |
| Santo del día (+Leer) | Laudes (+Leer) | Vísperas (+Leer) |

Comentarios

Entradas populares de este blog

9 de mayo de 2020

24 de abril de 2020 Viernes II de Pascua